lunes, 21 de enero de 2013

Tutorial: delineado con "rabillo" a mano alzada


O lo que es lo mismo, ojos de gata. Es un look muy sencillo pero súper elegante, y que nunca pasa de moda. Es ideal para cuando queremos dar énfasis a nuestra mirada o cuando nos hemos pintado los labios de un color vivo y no queremos recargar el look. Yo últimamente lo uso mucho y recibo bastantes cumplidos cuando lo llevo.

Pero hay que reconocer que no es fácil pillarle el truquillo, yo las primeras veces tenía que borrar y rehacer un montón de veces hasta que viendo tutoriales y con la práctica logré ir dominándolo, aunque también os digo que aún no me sale perfecto al 100%.

Para hacer un buen delineado felino es muy importante usar las herramientas adecuadas:

  • Es muy importante usar algún tipo de delineador que permita una máxima precisión, a saber: delineadores líquidos o en gel, ya sea en tarrito, tintero, rotulador, etc., usando un pincel para eye liner lo más fino y preciso posible. Los delineadores en lápiz no sirven puesto que la punta es demasiado gruesa para conseguir un resultado satisfactorio, salvo que estén recién afilados. En mi caso, para este tutorial, usé el Intense Eyeliner de Deliplus, bueno, bonito, barato y con una punta fina que permite trabajar bastante bien:


  • Para tener mejor pulso podemos ayudarnos apoyando la mano que sujeta el lápiz o pincel en la cara.

  • Situarse lo más cerca posible del espejo también ayuda mucho.

  • No hay que calcar con el delineador a la hora de dibujar el rabillo, sino "rozarlo" contra la piel hasta ir haciendo una línea finita. Una vez dibujado el rabillo ya tendremos tiempo de rellenar el delineado usando más fuerza.

  • Si, como yo, tienes los ojos encapuchados y con pliegues, no estires demasiado el párpado al trazar el rabillo, pues es muy posible que cuando los pliegues vuelvan a su sitio se deforme el diseño. Trata de dibujarlo por encima, con mucho cuidado, pero que quede natural. También ayuda mucho hacer el rabillo más hacia el exterior, fuera del pliegue del párpado.

  • Para un resultado más nítido y duradero es conveniente usar delineadores waterproof, que no se emborronan con el sudor ni con la grasa del párpado, aunque para corregir errores requieren de un bastoncillo embebido en desmaquillante waterproof (o cualquier otra sustancia grasa como aceite de jojoba o almendras dulces) ya que se secan y se quedan fijados bastante rápido.

  • No trates de hacer todo el ojo de un solo trazo, así es más probable que te equivoques o te salga torcido. Trabaja por partes: primero del centro del párpado hacia afuera y luego del centro hacia dentro, o  incluso puede hacer pequeños trazos uniformes a lo largo de todo el párpado y luego unirlos.
Para facilitaros la técnica a las que tengáis dificultad en conseguir el rabillo, voy a ir publicando una serie de tutoriales empleando distintos métodos. El primero de todos va dirigido a aquellas más intrépidas o con un poco más de maña: cómo dibujar el rabillo a mano alzada:
En mi caso he optado por un rabillo discreto, pero podéis hacerlo más largo y más grande si queréis un efecto más pronunciado.

¿Qué os ha parecido este primer tutorial, os ha gustado?

Pincha aquí para recibir las actualizaciones del blog por correo electrónico.
Hazte fan:

AddThis