martes, 28 de febrero de 2012

Esmaltes magnéticos Golden Rose (demostración en vídeo)

Hola a todas
Aunque estoy en unos días complicados a nivel personal, he logrado sacar algo de tiempo para hablaros de un producto del que he recibido muchas preguntas (siento haber tardado tanto con el post) Las chicas de Beautycompras.com tuvieron la amabilidad de enviarme algunos productos para que los probara y os los enseñara, y entre ellos venían estos dos bonitos esmaltes magnéticos de la marca turca Golden Rose:


  
Me enviaron los tonos 02 y 05, un azul grisáceo metalizado y un burdeos rosado respectivamente:


Dentro de cada cajita venía un imán:


Hace un año publiqué una reseña sobre los esmaltes magnéticos de Essence dejando clara mi decepción con el producto. En este caso, se nota que los esmaltes magnéticos Golden Rose son de una calidad superior (por no mencionar que los colores son más atractivos). La textura no es ni muy líquida ni muy espesa, aunque he notado que los esmaltes magnéticos tienden a ser más espesos que el resto, probablemente por su composición. El tiempo de secado es muy rápido y el acabado es brillante, aunque siempre se puede hacer uso de un top coat para potenciarlo y que dure más la manicura. La brocha es manejable y permite pintar las uñas con precisión.


La cobertura óptima se alcanza con dos capas, con lo que aconsejo aplicar primero una capa fina para tener una base. Luego procederemos a aplicar otra capa más uniforme y un poco más gruesa a la que aplicaremos el diseño magnético. Entonces acercamos el imán a pocos milímetros de la uña (sin llegar a tocarla) y esperamos unos segundos (yo suelo contar hasta 10). Cuando hayamos apartado el imán podremos ver el resultado:


Ignorad el pequeño defectillo que se ve en la uña, acerqué demasiado el imán y terminó tocando el esmalte.


Los imanes tienen buen grosor (lo que los hace más potentes) y tienen la ventaja de incluir una pegatina que nos advierte de la dirección que tomarán los dibujos en las uñas según la posición en que los coloques. Es decir, si lo colocas recto saldrán líneas diagonales, si quieres líneas verticales, colocas el imán en diagonal, etc.,:


En estos esmaltes sale un dibujo más definido y marcado que con los de Essence, primer punto positivo. Ahora bien, hay un pequeño problemita con los imanes que ya no depende de ninguna marca sino de una cuestión de morfología: los imanes que incluyen casi todas las marcas son planos, mientras que hay personas, como yo, que tenemos las uñas curvas. Y esto se traduce en que se nos hace complicado conseguir un diseño homogéneo por toda la uña, normalmente saldrán líneas más marcadas en la parte central, mientras que en los laterales casi no se apreciará el dibujo. La solución, en mi opinión, pasaría por crear un imán de forma curva que cubriera toda la uña.

Aquí tenéis la gama completa de colores:


En resumen, creo que los esmaltes magnéticos están muy bien para cuando quieres una manicura especial pero no tienes tiempo de hacerte algo más elaborado. Se aplican rápido y el resultado es bonito y llamativo (y dura varios días sin descascarillarse, aunque repito la importancia de aplicar un top coat para que el resultado sea más duradero)

Si queréis comprar estos de Golden Rose en cualquiera de los colores podéis hacerlo en la web de www.beautycompras.com


Pincha aquí para recibir las actualizaciones del blog por correo electrónico.
Hazte fan:

AddThis